El blog sobre Japón de un tío que SI está en Japón!!

Sábado,13 Julio 2013           

Intento de cambio de tercio

Era una empresa de informática ubicada en Ginza. Vendían artículos de cierto lujo por internet, el sueldo era muy bueno y más o menos yo cumplía todos los requisitos del puesto de programador. Aquella era mi segunda entrevista después de pasar un test on-line. Esta vez tocaba programar en javascript durante una hora bajo la atenta mirada de tres miembros del equipo encargado de la cara visible de la web. Al igual que con la anterior de Ruby, no se me dio mal tampoco: fui capaz de sacar adelante lo que me propusieron sin demasiado problema.

Entonces entró un tipo calvo con ojos azules de esos que cuando te miran parece que te atraviesan. Salvando el color de ojos, tenía esa misma mirada perdida, ida y nunca venida, de loco que John Malkovich en sus películas. Su papel también estaba conseguido: iba a ejercer de entrevistador borde y con ese tono bien asumido, empezó a disparar una serie de preguntas de las que probablemente pocas personas sabrían las respuestas, o seguramente es que yo soy poco práctico tratando de memorizar tonterías:

– ¿Por qué se dice que Ruby un lenguaje de “method missing”? ¿te sabes todos los códigos de error HTTP? ¿cómo está implementado internamente un hash?…

Creo que supe contestar una o dos de veinte. En algunos casos eran conocimientos olvidados al minuto siguiente de graduarme de la universidad; la otra mayoría eran preguntas trampa cuyas respuestas prácticamente nadie que se dedique a programar se sabe, porque no se necesitan en el día a día y si se diese el caso, internet provee. Malkovich, sin embargo, consideraba muchas de estas preguntas “básicas” para el puesto, y cuando yo, con media sonrisa en la cara, contestaba que no sabia me volvía a preguntar si de verdad había estudiado informática, que le dijese el nombre de la universidad porque “no pensaba que era real”.

A la cuarta o quinta pregunta ya tenía claras dos cosas:

– Que el tito John era total, absoluta e inequivocamente gilipollas.
– Que a mi, en realidad, me daba igual de verdad todo esto de la informática. Que me dan igual los códigos HTTP, las listas enlazadas y sus notaciones O. Que no sé qué coño estaba haciendo yo allí más que perder el tiempo delante de un tonto del haba que creía tener la sartén por el mango y que yo le debía la vida cuando a mi aquella farsa me era indiferente.

Al tarado calvo le sentó mal que le contestase tres veces seguidas que no sabía, porque en realidad es que yo ni hacía ya por pensar porque me estaba dando igual aquella comedia desde hacía un rato, y me dijo “bueno, pues ya está, no tengo más que hacer aquí”. Así me dio a entender que yo no tenía absolutamente ni puta idea de nada y se fue sin decir adios. Yo en vez de decirle que era de las personas más ridículas que me había echado en cara últimamente, le di las gracias e incluso me levanté del asiento para despedirle demostrando que allí, en aquella sala, al menos había un tío íntegro. Aunque en aquel momento me hizo gracia, ahora pienso que que fuese un entrevistador no le da derecho a faltar al respeto a nadie, y que le habría venido bien que le hubiese dicho cuatro cosas. O encadenarle una hostia. Una hostia bien dada siempre ayuda a reflexionar al hostiado y gratifica al hostiante. Encima a mi John Malkovich siempre me ha caído como el culo.

Ayer llegó la respuesta de la secretaria de la empresa en la que me dicen que, oh sorpresa, “se han decantado por otro candidato”.

Aproximadamente un mes y medio antes también estuve en otra entrevista de trabajo. La oferta era para “Profesor nativo de inglés para organizar actividades para niños” y el puesto era precisamente para esto mismo: organizar y dar clases de distintas actividades a niños, pero en inglés. El objetivo es que los chavales aprendan inglés pero no con la sensación de que lo están estudiando, sino pasándoselo bien cocinando un flan, haciendo escalada, dándole patadas a un balón o pegando patadas de karate…

Me pareció una idea increíble y pensé que yo sería capaz de hacer un trabajo así, que a ver por qué no. Y cogí y escribí una carta de presentación enviando mi solicitud para el puesto. Le dije a quien fuese que lo leyese que no mirase mi curriculum puesto que yo no era profesor y tampoco cumplía lo de nativo de inglés. Pero le rogué que leyese esa carta de presentación hasta el final. Allí le conté que yo fui profesor de Karate hace muchos años en mi pueblo, que me gustan los niños, que voy a ser padre este año y que no veo el momento. Guiado por la mayor sinceridad que fui capaz de desempolvar, le dije que hacía años que no sentía satisfacción por mi trabajo, que no me parecía algo humano, que no era algo real. Que era imposible que hacer una página web, por muchas visitas que tuviese, suscitase el mismo nivel de satisfacción que ver a un niño aprender, sonreír… saberte parte importante de su infancia, que lo que haces tiene repercusión real, que le importa y le vale a alguien. Creo que puse que no era ni la misma clase de satisfacción, que no eran comparables. Puse, en perfecto inglés, que aprendería más inglés, que daría clases yo mismo para pronunciar mejor si hacía falta. Le dije que si me cogía, si me daba la oportunidad, iba a tener ahí a un tipo que se iba a dejar la piel por ver a los chavales reírse y aprender a partes iguales, que puede que encontrase a mucha gente con mejores credenciales, con más experiencia, con mejor preparación para el puesto, pero que a ganas les ganaba yo por goleada.

Y me llamaron y me hicieron una entrevista porque al presidente le gustó lo que yo había escrito allí y decía en aquel email que quería conocerme. Así que siguiendo las indicaciones, acabé en Tsukiji, a escasos metros de la lonja de pescado más famosa del país. Por el camino y prácticamente al lado de la oficina me encontré con un restaurante con el nombre de mi mujer. Ni el nombre ni los kanjis son demasiado habituales y yo, que me dejo ilusionar a nada que sople el viento, me tomé aquello como una señal. Tanto es así que se me humedecieron los ojos como el bobalicón que soy.

Ya sentado en aquella sala, un señor más bien jóven aunque con canas, me dijo que era un tipo valiente, peculiar, que si de verdad odiaba tanto los ordenadores, que para cuando iba a ser padre y que si su madre era japonesa porque seguro que el niño sería muy guapo. Los niños mixtos siempre son guapos, repitió…

Atiende Malkovich cómo se empieza una entrevista, calvo lunático de mierda.

En un tono amable, aquel tipo que se parecía a Miyazaki el de las películas de Ghibli, me contó que el puesto sería, efectivamente, para dar clases pero que también querían que mantuviese la web de la empresa con lo que me dijesen las madres de los chavales, es decir, que me tocaría también ir evolucionando el sistema web con el que profesores y madres gestionan y hacen seguimiento de las clases. Me pidió perdón porque después de leer la carta asumió que yo no quería tener que ver con nada que tuviese una pantalla y me insistió en que sería sólo ocasionalmente, que mi misión principal sería buscar, organizar y enseñar a los chavales. Que sería sensei, que lo de rascateclas sólo de vez en cuando. Pensaron que sería buena idea que aprovechando que yo sabía, que iba a ser mucho más efectivo que yo mismo, como usuario, mejorase el sistema a la vez que era profesor. No me pareció mala idea.

Después hubo una segunda entrevista y una cena que pagó este mismo señor en la que ya me hablaba como si fuese yo uno de sus empleados. “Tienes que estudiar japonés, tienes que ser capaz de leer y escribir sin problemas, eso es algo que tenemos que arreglar” me decía mientras yo no hacía más que imaginármele dibujando a Totoro con un paraguas.

Lo que son las cosas: ayer llegó una oferta formal y hoy, después de echar muchas cuentas y hablar muchísimo con Chiaki, he tenido que rechazarla. Ya no soy yo solo, las decisiones que tomo no me afectan ya solo a mi, ahora son cosa de dos, de casi tres. Es cierto que perdería dinero, pero podría hacer algo que me entusiasma. Cambiaría estúpidas estimaciones-farsa con el único sentido de tener algo con que apretarte los tornillos después, con ponerme el karategi de Karate y enseñarles a los niños, en inglés, cómo se pegan patadas laterales en el arte marcial que crearon en su país. Aparcaría esos javascripts que nunca funcionan y jamás lo harán a la primera en Internet Explorer y me metería a llevarme a los chavales a un rocódromo en Tokyo para contarles porqué no deben cruzar las piernas. En vez de leerme documentaciones de APIs, usaría internet para encontrar nuevas actividades, nuevos locales, nuevas experiencias que compartir con niños japoneses de hasta seis años que harán que llegue a casa con la sonrisa del que disfruta cada minuto de su trabajo.

La razón principal por la que he tenido que, espero, posponer esta oportunidad es que para que un banco me dé un crédito, tengo que llevar al menos dos años con contrato fijo en la misma empresa. Me falta medio año, después, si todo sale bien, podré tener total libertad para cambiar si las condiciones económicas lo permiten.

De todo esto he aprendido un par de cosas. La principal es que es perfectamente posible: he estado más cerca que nunca de cambiar de profesión y si hay suerte quizás pueda hacerlo en un futuro cercano. La segunda es que, efectivamente, tener un hijo te cambia la vida y ya no puedo tomar decisiones tan a la ligera de estas más de mi instinto y de mi corazón que de mi cabeza. Todo se debe enfocar a que ese chaval tenga lo mejor que le podamos dar en cada momento y no queremos que esté en una habitación, en una casa que nos resistimos a amueblar y decorar en condiciones porque no es nuestra.

Pero… no sé. Sigo creyendo que aquello fue una señal y que esto no se acaba aquí…

la foto.JPG

«« Mi vida de casado Luna de miel en Okinawa, toma 1 »»


60 Ikucomentarios
¡¡¡Gustico blogueril!!!

  1. Andoni dice:

    Pues no me lo esperaba xD pero en fin, supongo que es verdad eso de que tener un hijo te cambia la vida, pero todavia soy muy joven para entenderlo. En fin, espero que te vaya bien, y tarde o temprano puedas trabajar en lo que realmente te gusta si te lo puedes permitir

  2. Laura dice:

    Tío Tosca:

    Sigo tu blog desde hace algún tiempo por un amigo. Antes de nada, quiero desearte mucha suerte en esa pedazo de aventuraca que es ser padre (y nunca te olvides de que también eres hijo). Esta entrada me ha ayudado en lo personal: estoy pasando por un momento un poco de aquella manera, y ver que hay gente con ganas de mejorar y de tirar para adelante, anima. Un fuerte abrazo.

    • Tío Tosca dice:

      Lo de “nunca te olvides de que también eres hijo” me ha hecho reflexionar muchísimo… creo que me olvido demasiado a menudo…

      Yo creo que se puede. No hay que ser conformista, sólo se vive una vez y creo que hay que tratar, al menos, de intentar que la vida sea 100% como uno quiere. Si no se llega, pues mira, pero nunca conformarse.

      Mucho ánimo con lo que sea…
      :ikugracias:

  3. Marcos dice:

    Chachooo que hace unos cuantos posts que no te digo nada. MMM, la verdad es que ya sólo con lo del restaurante de Chiaki iba pero que muy bien encaminada la cosa, pero quizás es eso, no era tu momento. Eso era un adelanto de lo que puede darte tu futuro,piénsalo así.

    Te diré lo mismo que los comentarios que vengan antes y después, que ánimo y que tal, pero no creo que haga falta, porque sé que tu puedes y que al menos, sabes que puedes superar entrevistas más y menos agradables, y que puedes conseguir ese trabajo que tanto anhelas más adelante, cuando sea el momento adecuado.

    Por supuesto que me hubiera encantado leerte que tienes curro nuevo al fin lejos de tus malditas pantallas, pero por ahora, hay que tragar. Pero conste que eso te lo quitas con dos carrerones y tres patás karatekas de las tuyas!!!A sacudirse las malas sensaciones!

    No soy quien para darte consejo,sólo mis mejores deseos de que el peque te dé toda la alegría que las teclas de tu oficina te quitan y que en cuanto se puedas vuelvas a atacar a un trabajo más de tu estilo!!! Con los nenes!

    Un gran abrazo y sigue luchando! :goku:

    • Tío Tosca dice:

      Yo creo que hay un momento para todo y que todo lo que pasa tiene un significado. En este caso el momento se retrasa pero he podido aprender que se puede hacer, y de hecho sigo en contacto con este señor que sabe mi situación. No sé si me esperará o no, pero la relación es buena y ya tenemos en mente algún proyecto juntos de mientras.

      Si llevo casi quince años con la comedia, no creo que por esperar seis meses me vaya a pasar nada!!

      Gracias por tus comentarios siempre, muchachooooo
      :gustico: :ungusto:

      • Marcos dice:

        Gracias a tí por leerlos chato!!! Y más que me alegro de que sigas en contacto con este señor!!!Ese capaz de contratar a uno y darle la patá dentro de 6 meses para que tu trabajes ahí, jajajaja.

        Un abrazo y nos leemos pronto!

  4. Núria dice:

    Vaya, no me esperaba este “final” del relato. Pensaba: mira, és posible conseguir tus sueños y cambiar tu vida. Peeeero, como toda buena película que es la vida, el final no és 100% el feliz y esperado ending sino algo para recordar y de lo cual aprender. Grácias por compartir esta experiencia, muy enriquecedora también para una humilde lectora.

    • Tío Tosca dice:

      Anda, como si no fuese posible!!! Está claro que es perfectamente posible y que sólo un factor de conveniencia ha pospuesto la historia. Queda medio año solamente para poder cumplir otra de nuestras metas que de otra manera se vería retrasada otros dos años, así que es cuestión de cambiar prioridades.

      Lo que no quita para que me tengas dentro de medio año dando guerra otra vez (lo cierto es que no he parado en ningún momento, sigo oteando lo que se puede o no se puede hacer a diario).

      Gracias a ti!

  5. Marcos dice:

    ¡Olé tú Tosca! Yo trabajo en cosas de SEO y Social Media y se que algún día también querré hacer eso que quieres hacer tú, cambiar la pantalla por algo más enriquecedor: niños, un restaurante, algo.

  6. Battosai dice:

    Menuda pena que no hayas podido cambiar de curro por el tema de la pasta, pero es lo que dices, lo has visto ahi al lado lo has acariciado y ves que es posible salir de algo que no te gusta. A ver si la proxima vez tienes ese punto de suerte que te ha faltado.

    Y joder como revientan esos capullos que dan por saco en las entrevistas, que van de sobrados por la vida siendo simplemente unos tonto del haba que muchas veces lanzan las preguntas a bulto porque no son del departamento al que irias a trabajar y que simplemente no saben te hacen preguntas que no entienden y no comprenden las respuestas que les das ni el grado de importancia de lo que respondes o no. Un mero filtro que la mayoria de las veces deja gente buena por el camino.

    :ungusto:

    • Tío Tosca dice:

      Nooooo, no es por la pasta, no te equivoques! lo cierto es que el dinero tampoco cambiaba tanto, es por los requisitos de los bancos a la hora de darte un crédito (mínimo 2 años con contrato fijo en la misma empresa).

      Lo de las entrevistas es una pasada. Quiero decir que puedes saber o no saber, pero nunca hay que perder las formas, y esto es así en todo contexto y lugar. Que un tío me venga de sabihondo preguntando cosas no me importa, lo que me ya no debería haber tolerado es que tratase de humillarme… estoy seguro que el 95% de las preguntas que me hizo son totalmente irrelevantes para el puesto. El tío es imposible que sepa cómo trabajo yo o dejo de trabajar, lo que no le frenó para tratarme de malas maneras.

      Una y no más. A la próxima, que seguro que habrá, no me callo ni esta!
      :ungusto:

  7. 72kilos dice:

    Cuando seas sensei, porque vas a serlo, tu objetivo es enseñar karate a los niños en inglés, fletar un autobús con todos ellos dentro y romperle la cara a Malkovic. Y eso sería una venganza cojonuda.
    Escribes cojonudamente.
    Abrazo. :nunchakero:

  8. Momijikun dice:

    ¿Estás seguro?…

    A mí me ocurrió lo mismo hace años, y hoy me arrepiento mucho de la decisión que tomé. Me vi en las mismas que cuentas.
    No soy nadie para decirte lo que debes hacer, ni mucho menos. Sólo he pensado que podría ayudarte un poquillo… quién sabe.
    Te maxiresumo: Yo también estuve con una chica japonesa, viviendo en Kyoto (casualmente también se llamaba Chiaki), y al final no funcionó por temas económicos y familiares. Tras aquéllo acabé en China, en Dairen, con una chica china, nos casamos, tuvimos un crío… y terminamos viniéndonos a España, también por temas familiares y porque no había más remedio. Total que el niño ya tiene dos años, en los que ha vivido en China y en España, pasando por unas 7 casas diferentes, todas de alquiler, hasta compartiendo piso con estudiantes tuvimos que estar. Fue muy duro pero, ¿sabes qué? Está tan sanote, campante y feliz, porque está con nosotros. A lo que voy, para un bebé, o un niño tan pequeño, estar aquí o allá de alquiler o compartiendo o viviendo en una casa propia, no es importante, mientras esté con quien más le quiere. Los cimientos de su vida sois vosotros, que son los que deben estar fuertes. Y para estar fuertes, hay que estar felices, y para estar feliz… yo te veo más cogiendo ese puesto, que rascatecleando… ¿no?
    Empieza por el principio y la casa… ¡pues ya llegará algún día! Recuerda que las prisas, siempre son malas consejeras.
    En fin perdona por meterme donde no me llaman, ¡yo no tengo ni idea de tu vida ni te conozco ni ná! ¡Pero me gusta tu blog, tu forma de ver las cosas, cómo las cuentas y las fotos que cuelgas!
    Gracias por leer hasta aquí el “resumen”. De todas formas todo te irá de lujo, y me alegro.
    Hale.

    • Tío Tosca dice:

      Estoy, estamos, seguros. Gracias por contar tu historia, la verdad es que es enriquecedor leer otras experiencias parecidas.

      Pero en nuestro caso se trata de no posponer algo que va a pasar tarde o temprano. Es decir, que tenemos claro que queremos una casa que sea nuestra, que queremos amueblarla en condiciones y hacerla más nuestra todavía. La decisión, entonces, sería: esperar yo seis meses, comprar la casa y volver a intentar salir de esta comedia, o lanzarse a la piscina y entonces esperar dos años para comprar vivienda…

      Está claro que al chaval le va a dar igual estar viviendo en un sitio que en otro, que no se va a enterar de si está en una casa de alquiler o en un camping, pero queremos seguir con nuestros planes y cuanto antes mejor (dos años es mucho tiempo para andar perdiendo más dinero de alquiler).

      Lo que no quita para que me resigne, ¡eso nunca!. Esta decisión ha sido muy meditada y las condiciones que nos impone el banco ha sido lo único que ha inclinado la balanza, ¡¡el resto era todo 100% favorable!!

      Dame tiempo!
      :ikugracias:

  9. Sergio dice:

    Descuida, con tu ilusión y ganas las cosas te van a salir bien. Seguro.

    Saludos!

  10. David GB dice:

    Vaya lección de vida. Sólo puedo quitarme el sombrero ante alguien que vive así su vida :ungusto:

    Y dile a Miyazaki quete espere un poquito. ¿Qué son 6 meses a cambio de tener a alguien implicado de esa manera en su trabajo?

  11. Luis R dice:

    Estás cerca de conseguirlo y si eso es lo que realmente quieres, no dejes de intentarlo en cuanto la vida te deje un respiro!!

    Un saludo y ánimo!

    PD: a ver ese libro cuando se deja ver que da gusto leerte :ungusto:

    • Tío Tosca dice:

      Muchas gracias!! no me rendiré jamás!!!
      jejeje

      El ikulibro está más cerca de nunca, quedan por pulir cuatro cosicas…

  12. Nuria dice:

    ¿Qué si te cambia la vida…? Muchísimo, pero ya verás como merece la pena (aunque estoy segura que no hace ninguna falta que yo te lo recuerde).

    Al poco de casarnos, como ya sabes, Yuna llamó a nuestra puerta. Hemos hablado que la niña vino muy pronto, que poco pudimos disfrutar de esa vida en pareja, el hacer lo que nos dé la gana, el viajar aquí y allí,… Muchas cosas que, con niños, aunque no son imposibles, si son un poco más complicadas. pero ¿sabes qué? Nos encanta ese cambio. Y a vosotros, todo y que suponga el estarse de algunas cosas, también os encantará.

    Ya nos queda poco para presentar a nuestros peques ;)

    Besos !!!

    • Tío Tosca dice:

      Yo no veo el momento… lo que no sé es porque no nos pusimos antes al lío con lo que nos gustan los críos a los dos… a ver si hay suerte y sale tan majetón como Yuna!!
      :ikukuner:

      Besicos!!!

  13. Pablo dice:

    Cambiar de profesión es fácil, lo difícil es hacerlo para mejor y aceptar las consecuencias. Yo hace ya 4 años que dejé de rascar teclas, y acabé dedicándome al marketing. Ahora no tengo la responsabilidad de tener un hijo, pero sí la de pagar el MBA que curse por el camino, y que con la crisis y la poca esperiencia en business, todavía no acaba de rentar. Un trabajo más humano, menos orientado a resultados sería más gratificante, pero las responsabilidades que adquirimos con los años no se si me dejarán jamás cambiar. He aprendido que lo importante es ser conscientes de las decisiones que tomamos, y de luego asumir las consecuencias. Por el camino hay que ser felices con lo que tiene, porque el camino es lo único que tenemos.

    • Tío Tosca dice:

      Pues en mi caso todo era para mejor excepto que cobraba un pelín menos (lo que me daba igual completamente).

      En cualquier caso me quedo con tu frase “hay que ser felices por el camino”, porque es cierto, la vida es el camino, hay que disfrutarlo, hay que tratar de ser feliz cada día !!
      :ungusto:

  14. kimen dice:

    Grande!!!
    Aptitud no te falta, así que si en un futuro tienes una idea más clara y resulta que decides emprender la aventura, seguro que lo conseguirás.

  15. Pau dice:

    Lo que siempre he tenido claro desde que te leo/conozco es que consigues lo que te propones así que te falta poquísimo para dejar de rascar teclas.

    Un fuerte abrazo!

  16. T.M. dice:

    Estas empezando a saber lo que un hijo cambia tu vida y tus prioridades, pero eso no quiere decir que tengas que dejar tu sueño a un lado. Llegará, estoy segura de que llegará ese trabajo que te haga feliz, hay que seguir insistiendo, si no es ahora dentro de unos meses o cuando las cosas cuadren mejor.
    Desde luego tu sabes poner empeño en las cosas y ponerle unos TAMAGOS bien gordos al asunto, porque mandar esa carta de presentación donde dices que no eres el prototipo de lo que buscan pero que eres el mejor candidato por tus ganas tiene tela… Cualquier otra persona sin ser profesor ni se lo hubiera planteado el enviar una solicitud y el currículum.

    Pues eso, que llegará, seguro.

    Un besicooo!! :ikukuner: ( como me gusta la ikucarica)

    • Tío Tosca dice:

      Si partimos de que tener un hijo es quizás el más bonito sueño que he tenido nunca, no voy mal encaminado…

      Pero si, estoy convencido de que puede hacerse y más estando donde estoy, que hay muchas más oportunidades siendo quien soy que si estuviese, por ejemplo, en Bilbao. Como extranjero, hay trabajos que son más fáciles para nosotros (como hay muchos otros que son mucho más difíciles, claro).

      Lo que no hay que hacer nunca es resignarse. Si uno tiene la sensación de estar resignado, de conformarse, es que algo hay mal ahí. Sea lo que sea o quien sea…

      Besicos!
      :ikukuner: :ikukuner: :ikukuner:

  17. Felipe dice:

    Hay que ver cómo quema estar 8+ horas al día delante de una pantalla, eh? Parece que todos los que trabajamos así estamos deseando enviar las teclas a tomar viento, pero no hay forma…

    Y es curioso, pero me identifico bastante con lo que cuentas. Yo en Corea trabajo de traductor y cosas del social media, pero cada vez se me hace más pesado. Y hace cosa de un mes también tuve una oferta, en mi caso para retomar mi profesión, pero también la tuve que rechazar por “motivos familiares”. En mi caso suponía más dinero pero teníamos que mudarnos a otra ciudad, y no pudo ser. Te lo cuento más que nada para que veas que no eres el único, que al estar casado, y más habiendo crío o proyecto de por medio, las decisiones ya no son personales sino conjuntas. Y no siempre toca lo que nos gustaría.

    Pero al final, claramente, merece la pena y es mucho más la alegría que se gana que la autonomía que se pierde. Moraleja: no le des más vueltas y ya verás como pronto aparece otra oportunidad. :amosahi:

    • Tío Tosca dice:

      ¿Cual es tu profesión, si se puede preguntar?

      Es cierto, no siempre toca lo que gustaría, pero coño, hay que seguir jugando que la vida son dos días!! yo lo tengo bien claro!! Y si le doy vueltas, claro que le doy, todos los días veinte vueltas hasta dar con la mejor manera. Lo que no significa que lo esté pasando mal, sino al revés!
      :ikugracias:

      • Felipe dice:

        Pues yo antes era ingeniero técnico en electricidad y automática. Siete años en diferentes funciones, pero todo terminado al mudarme a Corea. Puedes leer más aquí: http://www.eurowon.com/2012/11/trabajar-en-corea-no-es-facil.html

        La verdad es que me gustaría volver a lo mío, porque me gusta, aunque eso implique trabajar más y estar bajo presión. A veces me dan ganas de tirar por la calle del medio y abrir algún negocio, pero eso significaría gastarme todo lo ahorrado y no lo veo claro, y así van pasando los meses y años… :posna:

  18. Almu dice:

    No desesperes, sé que con el tiempo podrás cambiar lo que estás haciendo sin pasión por lo que realmente te apasiona . A mí mi :ikukeke: me ha hecho aparcar algunas cosas, pero cada minuto que paso con ella, nos lo pasamos tan bien que no hay dinero que pague eso. Escuchar ‘te quiero mamá’ hace que el resto del mundo de igual.
    Un beso desde Madrid
    Almu

    • Tío Tosca dice:

      Pues es que como decía por ahí arriba, tener un crío es lo más importante que quiero hacer en esta vida!!
      En cualquier caso estoy pensando que si no hubiese tenido el crío pero estuviese casado con Chiaki, la cosa tampoco iba a cambiar demasiado, es decir, que teníamos claro desde hace tiempo que queríamos una casa que fuese nuestra y no vivir de alquiler, así que seguramente la decisión hubiese sido la misma…

      Pero aquí seguimos mirando!!!! que está claro que se puede!!!!
      Besicos!

  19. Sol dice:

    El “Sr. Miyazaki” parece comprensivo y le has gustado, yo también creo que podrías contarle la situación y a lo mejor te llevas una sorpresa y te espera; al fin y al cabo, tu eres una doble inversión: profesor de inglés e informático. :parriba :amosahi:
    En cuanto a “Malkovich”, nunca he entendido esa necesidad de mostrarse borde, que tienen algunos; una pequeña explicación sobre el motivo de sus preguntas (no tengo ni idea de informática, pero a lo mejor lo que te preguntaba tenía una utilidad en la empresa), hubiera creado mejor ambiente. :porsaquil: :bythesegao:
    Eso sí, el auténtico Malkovich, estuvo en el Festival de Cine de San Sebastián y según todo el que se cruzó con él (no sólo organizadores, sino también los de a pie), es una persona encantadora. :ungusto:

    • Tío Tosca dice:

      Al “Señor Miyazaki” le debía, por lo menos, una buena razón por la que después de dos entrevistas y cierta negociación, voy y le digo que no. Si que sabe la situación, se la sabe exactamente como se la he contado y aunque no le gustó, me dice que lo entiende. Lo cierto es que debería haber pensado en todo esto antes incluso de hacer las entrevistas… porque al final le he hecho perder el tiempo. Pero estamos hablando ya de hacer algo juntos en mi tiempo libre… ojalá podamos colaborar de alguna manera hasta que yo ya tenga un contrato bien atado!

      Malkovich… era un gilipollas, un tío borde por naturaleza que con cierta situación de poder, se volvió todavía más gilipollas. Debería haberle dicho cuatro cosas. De hecho estoy buscando su email o la manera de contactar con él para que no quede la cosa así, no te digo más.

      Jajaja, el auténtico Malkovich seguramente sea un tío más majo que ni sé lo que hace que me parezca, entonces, un genial actor porque en la mitad de las películas le odio!!

      :ikugracias: :ikugracias: :ikugracias:

  20. Rhyuoki dice:

    Vaya… pensé que tendría un final en plan nuevo trabajo pero veo que no… siempre nos sorprendes aunque esta vez no haya sido para lo mejor :(
    La verdad es que te habrá sido muy difícil decidirte para rechazar la oferta y seguro que mirasteis todos los pros y contras con lo que todo lo que se te pueda decir está de más. Además si les gustaste y les has explicado la situación nunca se sabe… quizás algún día vuelvan a tener la misma oferta! Ahora a aguantar medio año en la misma empresa ( por lo que he entendido tampoco podrías haberte cambiado al puesto del entrevistador calvo nop? ) y así al menos ese tiempo te olvidas de buscar trabajos y demás que es algo que siempre agobia.

    P.D. umm no se si si dije algo que no te gustó en el anterior post porque fuy al único que no contestaste… pero que sepas que no he dicho nada con mala intención si es que te lo tomaste así ( quizás sólo fue que no tenías nada que decir XD ).

    • Tío Tosca dice:

      Bueno, ha sido lo mejor para nosotros, jajaja, quicir que no se cumple el objetivo de cambiar de trabajo, pero vamos encaminados a otro de nuestros objetivos principales ahora mismo!
      Ha sido chungo en el sentido en que le hemos dado mil vueltas para ver si había otra solución, pero al final hemos tomado la que era más consecuente con lo que queremos hacer. Pero vamos, que esto no se queda así!!

      Efectivamente, tampoco me podría haber cambiado a la empresa del calvo cabrón aunque me hubiesen pagado el doble que ahora exactamente por la misma razón. Lo cierto es que no sé porque me puse a hacer entrevistas sin haber pensado la situación con calma… bueno si lo sé, por el mofletes cerdaco de mi compañero, pero eso es otro tema, jajaja.

      Perdona por no haberte contestado!!! ajajaja, es cierto, se me coló tu comentario!! no hay ninguna otra razón, en serio!
      :ungusto:

      • Rhyuoki dice:

        No has de pedir perdón! XD era sólo quitarme la duda de la cabeza porque como cuando escribes no hay tono siempre puede pasar que haya un mal entendido y tal…
        Ahora que pienso como no podías cambiar al job del calvo lástima que no le dijeras nada… aunque también hay que tener en cuenta que la vida da muchas vueltas y es mejor no salir a malas… porque como bien has dicho al menos en el lugar había una persona decente y con eso te has de quedar. Que lo malo abunda pero no lo bueno! ;)

  21. Dececon dice:

    Claro que es posible cambiar de vida profesional. Es más, hay mucha gente que lo ha hecho casi sin planteárselo.
    Como es mi caso.
    Entiendo perfectamente tu hartazgo de la informática. A mí me pasaba lo mismo. Estaba harto de que mi principal compañero de trabajo fuera el ordenador y, además, conforme más experiencia tenía, más reuniones y obligaciones que ni me llenaban ni me aportaban nada personalmente.
    Y entonces surgió una oferta inesperada. Se jubilaba un profesor en un colegio que yo conocía y el nuevo puesto se ajustaba a mis estudios. Eché la oferta, me cogieron y ya llevo cuatro años de profesor de secundaria.
    Ahora trato con gente, menuda, pero gente y casi ni me acuerdo de mi pasado informático.
    En resumen, es posible cambiar. No es fácil, pero las oportunidades surgen.

    • Tío Tosca dice:

      Bueno, mucha mucha gente… yo de momento no conozco a nadie, pero seguro que alguno habrá. Aunque si que estoy de acuerdo contigo: se puede y si se quiere, se debe.

      El tuyo es un ejemplo genial de ello. Gracias por compartirlo. En tu caso te llegó de rebote sin buscarlo, en el mío lo tengo claretis desde hace años. De una forma o de otra, mis pasos se encaminan a conseguirlo. No está siendo fácil, pero se ve que se puede y creo que estoy más cerca que nunca.

      :ikugracias: :ungusto:

  22. Ko dice:

    Uffff, espero no incomodarte, y, ante todo, discúlpame de antemano si me meto donde no me llaman, pero chico, de verdad que no te entiendo. Supongo que me falta información, porque en los años que llevo siguiendo tu blog nunca te he leído que te quejaras del alquiler, pero sí, mucho y amargamente, del rascatecleo. Tampoco entiendo que fueras a la entrevista, si tan claro estaba que no podías aceptar… Muy bien le habrás caído al tipo del colegio, porque para él ha tenido que ser una molestia y una pérdida de tiempo.
    Yo de tener hijos no sé nada, pero de hipotecas, un poco, y para mí ser propietaria es un berenjenal de cuidado, una soga a 35 años vista, una relación más larga que muchos matrimonios. Por no hablar de las temidas derramas de obras en la comunidad, parece que vivo en el único portal por donde no ha pasado la crisis, carajo. Y en el fondo, cómo esté puesta la casa no me importa mucho, prefiero viajar y ver las casas de otros. Pero eso es mi filosofía vital, personal e intransferible.
    Me disperso un poco, disculpa. Reitero mi ánimo de no ofenderte, entiendo que si compartes ciertas cosas con nosotros y abres los comentarios, estás dispuesto a recibir opiniones. La mía es la que lees, y se ha formado a través de lo que transmites en tus posts. Espero haberme mostrado respetuosa, pero no complaciente.
    ¡Un beso muy fuerte!

    • Tío Tosca dice:

      Jaja, de incomodarme nada, te lo agradezco mucho!
      Es cuestión de tiempo, simplemente. Llevamos con la idea de comprar una casa bastante tiempo y aunque teníamos más o menos claro lo de los dos años de contrato fijo, no ha sido hasta que tenía la oferta de trabajo en firme cuando lo hemos mirado con más calma. De ahí que me hubiese puesto a hacer entrevistas antes, porque no lo había pensado bien.

      Aquí ser propietario no es más ni menos berenjenal que allí: es prácticamente lo mismo que estar de alquiler pero sin tener que renovar papeles cada dos años con el consecuente pago de meses extra que aquí se les paga a la inmobiliaria y al dueño porque a ellos les da la gana. Y luego los dos queremos amueblar y decorar una casa que sea nuestra, no es lo mismo mi situación anterior estando soltero en un país en el que no tenía claro si me iba a quedar o no, que ahora que la cosa es definitiva. Quiero comprar un escritorio en condiciones donde estudiar japonés, quiero que el chaval tenga una habitación chula…

      Dices “prefiero viajar” como si fuese una alternativa, es decir: o tienes casa propia y no viajas, o vives de alquiler y viajas. En nuestro caso, una vez pagada la entrada inicial, el dinero que se paga al mes es un cacho menor que el del alquiler, así que no existe esa alternativa, sino que se facilita.

      Vamos, que de todas maneras lo que he hecho es cumplir otra de mis metas actuales en medio año para seguir con esta otra después…

      Besicos!

  23. Eneko dice:

    Ánimo Oscar!

    Las oportunidades no siempre coinciden con el momento en que las necesitamos, como se suele decir, lo que no puede ser, no puede ser, y además es imposible.

    A mi me paso algo similar hace 4 años.Tuve la posiblidad de pasar de ser rascateclas en la tipica consultoría (ya sabes, empresas cárnicas) a rascateclas en un proyecto interesante en una importante empresa (cliente final! el sueño de todo rascateclas que no quiere dejar de rascar, pero rascar directamente para el cliente, sin intermediarios) y después de negociar, etc. al final no pudo ser. Ellos querían, yo también, pero el cambio era gordo (cambiar de ciudad de residencia, 2 semanas al mes en el extranjero) e incompatible con mi nueva situación (recién casado y buscando tener un niño), así que tras consultarlo con la otra mitad, decidimos que no era el momento.

    4 años después, con la pequeña Irati en casa (y su hermanita de camino!) no me arrepiento de la decisión, aunque la oportunidad no ha vuelto, sigo pensando que hicimos lo que debíamos en ese momento.

    Un abrazo

    • Tío Tosca dice:

      Gracias Eneko!

      Pues si, en este caso no he sido muy hábil al ponerme a buscar sin haber pensado bien las circunstancias… pero bueno, ha sido una primera aproximación y muy enriquecedora.

      También me doy cuenta, por lo que me cuentas, que cada uno tenemos nuestras metas. Fíjate que yo ahora estoy haciendo lo que tu consideras tu sueño, es decir, que estoy currando en una empresa directamente haciendo proyectos para esa empresa sin clientes de por medio ni estar subcontratado… pero vamos, que es la misma farsa de todas todas.

      Pero veo también que Irati y su hermanita que está por llegar son sin duda alguna lo más importante, como me pasa a mi ahora. No es que uno ahora se vea “pillao” como me ha llegado a decir algún gilipollas por ahí, sino que instintivamente te das cuenta que tu familia es lo primero y que quieres hacer lo que sea mejor para ellos. Como hiciste tu y como estoy seguro que estoy haciendo yo.

      Ya vendrán más oportunidades!!

      Abrazaco y gracias por tu historia!
      :ungusto:

  24. Javichu dice:

    Muy buenas!! Sólo se puede decir que has tomado una decisión madura y tendiendo en cuenta a toda la familia (y la que está en camino). Seguro que tienes suerte y hay más oportunidades y mejores para todos. Si sigues buscando seguro que encuentras.

    Muchos ánimos!!

    • Tío Tosca dice:

      Seguro que si, Javichu!! me mola tu nick porque así es como llamo yo a mi hermano Javi (aunque en mi mente siempre lo he escrito con TX, jejeje)

      Muchas gracias!
      :ungusto: :ungusto:

  25. Jordi dice:

    Nunca es tarde para nada.
    Ánimo y suerte, valiente!
    Pero que eres valiente ya lo sabes desde el primer momento en que descubriste que eres capaz de comenzar de cero en otro lugar.
    Un abrazo!

  26. Bichu dice:

    Una pregunta desde la ignorancia. Es necesario que sea el hombre el que tenga un contrato fijo de 2 años mínimo? O también puede ser la mujer? O tiene que ser los dos? Lo digo porque si tu mujer trabaja (que no tengo ni idea) se podría hacer antes, no?
    De todas formas sea la decisión que sea creo que no va a ser el último trabajo que puedas encontrar fuera del mundo de la informática, así que no creo que tengas tantos problemas en encontrar otra cosa.

    • Tío Tosca dice:

      No no, en realidad que sea hombre o mujer da igual, son las circunstancias de cada uno: sueldo anual, antigüedad con contrato fijo, profesión… en este caso lo más fácil, teniéndonos en cuenta a los dos, es que yo tuviese los dos años y prácticamente tenemos el préstamo. Existe, sin embargo, digamos una media probabilidad que a Chiaki se lo diesen pero las condiciones son bastante mejores (y definitivas para dar el paso, diría yo) si se añade lo mío. Total, son escasos 5 meses que no van a ninguna parte…

      Y también creo que algún día dejaré de sobar teclas, no parece que sea tan difícil!

      Muchas gracias!
      :ungusto:

  27. Neki dice:

    A mi me hubiera dejado hecho polvo tenerlo tan cerca y que al final no pueda ser.
    Seguro que Okinawa lo ha curado todo y a seguir luchando

  28. Aeris dice:

    ayss.. me has dejado con el corazón en un puño, pensaba que esta vez era la definitiva! pero veo muy acertada tu decisión, a veces hay que hacer grandes sacrificios por un futuro mejor, animo! lo conseguirás, definitivamente!

  29. Yonseca dice:

    Cada vez que leo blogs de estos no puedo hacer más que comerme el coco sobre qué me pasará el día de mañana. Este año empiezo FP después de 3 años de universidad (1 de ingeniería eléctrica y dos de Informática, que es realmente la que quería)… me gusta el mundillo, pero todos los que conozco acaban casi igual: quemados, buscando otros trabajos, o volviendo a estudiar.

    Ojalá pueda, de todas formas, acabar fuera de España. Vivir en el extranjero tiene que ser quieras que no una experiencia bastante maja.

    ¡Mucho ánimo de parte de alguien que lleva tiempo leyéndote! :)

  30. Angie dice:

    Claro que se puede cambiar! Y tu estas a nada de conseguirlo! Yo también me harté de oficinas y jerarquías absurdas en grandes empresas y decidí que era el momento de cambiar…ahora estoy en la universidad de nuevo estudiando para maestra de educación infantil y me queda poquito ya…pues mi verdadera vocación es trabajar con personas y no con papeles, tener la satisfacción, cuando acabe el día, de saber que he ayudado a una personita en su camino por conocer, experimentar y aprender…y eso no tiene precio! estoy deseando acabar ya y empezar a trabajar con peques:)

    Animooo que tu puedes! a mi tb me gustaría trabajar como profe en japón un tiempo, pero en un colegio de peques, sería la re-leche! jajajaja :)

    un saludoo y enhorabuena por tu bebé







:cuner: :ikukeke: :ikurruku: :ikukuko: :ikurruke: :ikukin:
:parriba :ungusto: :D ;) :yahaaa: :bailongo: :felicianer: :desquiciao: :gusteresque: :descojoner: :vainas: :amosahi: :P :( :oops: :pirata: :kiss: :feliciano: :pabajo :menfadao: :asi-no: :fliper: :flipader: :cry: :malico: :ikullorer: :pirao: :espabilacopon: :otiaya: :palizero: :ostiejas: :nunchakero: :vergonzer: :siono: :romeo: :secretico: :posna: :gambiters: :coleguicas: :comillo: :sobader: :olakease: :cocinicas: :arrozico:
:pelao: :flipanderer: :rascatecler: :gambi: :ahivalaotia: :peneke: :gustico: :pliebre: :copon: :gatostiable: :ikugracias: :bythesegao: :regulero: :ojetepalinvierno: :porsaquil: :censurer: :goku: :viejuno: :cebolleter: :triki: :ikufantasma: :estudier: :chiqui: