El blog sobre Japón de un tío que SI está en Japón!!

Lunes,17 Enero 2011           

Hasta aquí

Llevo una temporada dándole vueltas a la cabeza con una idea que está tambaleando todo mi mundo conocido y el de los que me rodean, que los estoy volviendo locos a todos. El caso es que con todo el lío del año pasado de buscar un nuevo currele, no puedo evitar la sensación de que mi trabajo es mentira, que no vale para nada, que no es real. Y cada día que pasa, la cosa va a peor.

A ver si soy capaz de explicarme y de paso me aclaro y oriento el asunto este de ver cómo voy a vivir lo que queda de aquí para adelante.

Llevo haciendo páginas web prácticamente desde que volví de Japón la primera vez. Ya lidiaba con el IE unos cuantos años antes de que salieran Firefox, Safari o Chrome, me curraba validaciones de formularios en javascript puro bastante antes de que existiesen Mootools o jQuery, y trataba de cuadrar todo con tablas y después con CSS hasta que me he visto estos días programando especificamente para smartphones.

Aunque me da bastante igual, es un hecho que la gran mayoría de las páginas que he programado en empresas anteriores ya no están en internet: han sido actualizadas o simplemente borradas por sus dueños, así que poco hay que pueda enseñar a quien quiera saber de mi trabajo. Es más: aunque estuviesen ahí, tendrían un aire rancio que no se yo si sería menester airear. Ocurrirá lo mismo con las que estoy haciendo ahora: pasarán algunos meses y dejarán de cumplir su función, porque su utilidad es tan temporal que asusta. A su manera, siento lo que hago como una mentira que me importa más bien poco.

En su momento todas cumplían los requisitos del cliente, cuando a éste le importaba, y por regla general siempre había unos plazos más bien estrictos que cumplir y mil quebraderos de cabeza. Aunque luego la pagína no la visitara ni Blas y el cliente pasase mil de actualizarla. Trabajo entregado, dinero cobrado y aquí paz y después gloria (o bit y después pixel). Total: una farsa.

Tuve, todavía tengo, la oportunidad de ser parte de un proyecto de red social muy ambicioso cuyo desarrollo está llegando a su fin. No hay clientes que satisfacer (o padecer), sino usuarios de todo el mundo y lo que se trata es de ofrecer el mejor y más rápido servicio para que sigan entrando y el número aumente. Aunque es un concepto distinto a las webs de toda la vida, tengo el mismo sentimiento: es mentira. Aunque nos hagamos ricos, que no creo que pase, seguiré teniendo esa sensación de que no estaré orgulloso de ello, que me da igual.

Pero mira, el caso es que todos los días paso por delante de la frutería-pescadería de un matrimonio de japoneses de edad muy muy avanzada, tanto que a veces parece mentira que ella sea capaz de mover cajas de un lado a otro con tanta agilidad. Esta gente no tiene página web ni internet, dudo que sepa mandar mensajes con el móvil, pero venden fruta y pescado en una pintoresca mezcla de tienda. Todos los días vendrán los vecinos y compartirán un par de historias además de la compra y el cambio, se conocerán a los niños del barrio y les verán crecer. No les afectan ni los permisos de los directorios, ni los navegadores, ni demás historias de ese otro mundo de ordenadores para adentro que es una capa adyacente al mundo real en que se mueven, en el que nos hemos movido siempre pero que cada vez olvidamos más. Un mundo que sirve de ayuda para hacer más fácil el mundo real, pero nunca es la realidad en sí como se me está convirtiendo a mi porque mi trabajo es este.

Lo mismo con los dueños del ryokan de Nikko que suben a sacarte el futón del armario mientras cenas y te vuelven a dejar otro par de bombones de chocolate en la mesa de noche.

O mi profesor de Karate de los martes que es capaz de repetir la explicación de un movimiento hasta que todos lo entendemos y sale de allí sudando como el que más, y seguro que el pecho se le hincha un poco cuando alguno de nosotros es capaz de hacer algo más que antes de haber entrado.

Hace unos meses, un vecino puso un puesto de nikuman en la puerta de su casa de dos pisos. El mismo señor de aire huraño que me cruzaba de vez en cuando con traje y corbata, es el que ahora me vende de tarde en tarde bollos de carne y me arranca tres o cuatro carcajadas con frases que ha buscado en castellano por ahí desde que le conté de donde venía.

Hoy han llegado dos pedidos de camisetas, y esta noche le pediré a Beatriz la mía junto con las de amigos de Tokyo. Ponerme esa camiseta hará que me sienta mil veces más orgulloso que el “well done” de mi jefe cuando le enseño la web que me encargó. La camiseta me da dos o tres euros de beneficio, lo segundo me permite vivir en Tokyo a costa de tragarme ocho horas al día de mi vida haciendo algo que me da igual.

Algo está fallando aquí. Me niego a resignarme.

Me alegro darme cuenta ahora que todavía puedo cambiar las cosas (una vez más). Seguiré jugando el juego, actuando en la comedia, pero no descarto yo dar la campanada y cambiar radicalmente de vida a la que se me presente la oportunidad, dándole el empujón definitivo al mundo este que se me tambalea desde hace unos meses.

De mientras, sigamos bien al acecho sin perder ni una: aprendiendo el que más en Karate, por si la cosa fuese por ahí o diseñando más camisetas, o yo que sé… algo pasará por delante y ahí estaré yo para saltarle encima.

Ojalá nunca me falten ganas.

«« Nikko Tobu World Square Ikusuki in the world »»


93 Ikucomentarios
¡¡¡Gustico blogueril!!!

  1. lorco dice:

    Me mataran, pero me veo abriendo un bar/cine/estanco a ser posible dentro de una furgoneta y recorriendo medio mundo, al fin y al cabo es para lo que trabajo, para poder irme a otro sitio cuando me canse, no??
    Para poder hacer luego algo que realmente ponga una SONRISAZA.

    Afortunadamente esto de los ceros y los unos me ha hecho conocer buena gente, muuu buena!!

    ARRIBA y a seguir PA’LANTE!!!
    :gustico:

    • Tío Tosca dice:

      Eso es así, si no llega a ser por la informática, yo no estaba aquí y seguramente no habría hecho ni un cuarto de las cosas que he hecho en mi vida…

      Ojo! que yo no me aburro en el trabajo, o al menos no normalmente, pero no me llena nada, macho, nada nada!

      A ver si nos vemooooossss

  2. No sabes cuánto te entiendo. Yo también ando haciendo algo que no me convence y además en la ciudad que menos me gusta. Pero como bien dices, tienes aún la posibilidad de cambiar cómo vives, o de qué vives. Haces buenas fotos y escribes buenos artículos, podrías preparar reportajes sobre Japón y venderlos a revistas como Geo, De Viajes, etc. Para empezar.

    En cualquier caso, mucho ánimo y no te desanimes. Siempre es complicado dar con la clave de qué es lo que queremos y nos dejan hacer en esta vida.

  3. En efecto, cuántas veces he pensado que todo es una farsa…y pasa en muchas empresas! Saca lo bueno que puedas de este mundo de cartón…coincido en todo contigo Lorco!

    :gustico: :gustico: :gustico:

    • Tío Tosca dice:

      Es que es como de mentiras, macho!! un tío que hace zapatos tiene un trabajo más real que lo que hago yo, más humano por lo menos.

      En fin! a reirse, que es de lo que se trata esto!

  4. El trabajo de “encarguitos” a mí me parece siempre una farsa en la que solo importa el dinero y el próximo encarguito. A veces hay que pasar por el aro precisamente por la farsa, pero que nunca nos pillen sin un “plan P”, o sea plan personal. Ya sea hacer camisetas, videojuegos, un grupo de música, hacer conferencias…

    Ayuda mucho tener claro lo que uno quiere hacer en la vida y las paradas por las que va pasando, ya sea con ganas o por conveniencia.

    Resumen: hay que hacer lo que nos salga de los huevos :gustico:

    • Tío Tosca dice:

      Totalmente de acuerdo! el trabajo es un medio para hacer lo que le salga a uno de los huevos. Ahí voy a enfocar yo la cosa, a que hacer lo que me salga de los huevos se convierta en mi trabajo, eso si que molaría…

  5. T.M. dice:

    A veces las cosas son un poco como “Tobu World Square” muy bonitas pero falsas, de mentira, de cartón piedra.

    Puede ser que el libro que llevas entre manos te de esa oportunidad, por que lo que cuentas es real, eres tú.

  6. Aeris dice:

    A mi me quedan meses contados de aguantar en esta oficina que poco a poco me ha ido quitando las ganas de programar con lo que a mi me gustaba…
    Yo tambien me voy a otro pais, y aunque espero seguir en lo mio , espero que no sea haciendo lo mismo que hago aquí…

    la parte que conozco de ti me dice a gritos que eres un tio con recursos y sobretodo con ganas, asi que seguro que encuentras la manera de realizarte en el trabajo igual que has conseguido meter cabeza en tu tiempo libre en todo lo q se te ha ocurrido,
    がんばって!

  7. zordor dice:

    Opino como dicen por arriba, creo que debes hacer lo que más te llene. A mi con ciertas lagunas el mundo de la informática me llena, pero si a ti no lo hace, pues te animo a que pienses otras cosas. Haz algo de dinero y monta algo, un bar de tapas en España sale adelante seguro, es solo cuestión de cuanto esfuerzo quiras dedicarle ;) (tapas, pinchos… vamos, lo que sea)

    • Tío Tosca dice:

      Weno, por ahora me quiero quedar una temporadica más en Japón, así que me parece a mi que no tengo mucha más elección (no sé si querías decir “bar de tapas en Tokyo”).

      Pero ya se verá, esto no puede durar muchos años más, lo de rascar teclas, digo…

  8. Sokaku dice:

    Impresionado!!!
    Acaba de constatarse la telepatia!!
    Ánimo y a por todas!!
    Un abrazaco!

  9. Sol dice:

    Tu trabajo tiene algo que yo envidio: puedes ejercerlo en cualquier lugar del mundo :) .

    • Tío Tosca dice:

      Pues el trabajo que tengo ahora sólo lo puedo hacer en la oficina de Tokyo. Otra cosa es que pueda buscar otro trabajo en otro sitio haciendo lo mismo, pero eso lo puede hacer cualquiera de cualquier profesión, ¿no?, o cambiar de profesión… quiero decir, que todo será ponerse…

  10. Hmmm … Sólo puedo decirte 頑張ってください!
    Un abrazo :)

  11. Javichu dice:

    Oskar, eres de las personas que tiene las cosas más claras de las que conozco (la parte que llegamos a conocer mediante el blog, claro). Y además haces todo lo posible por intentar conseguir lo que quieres. Aunque el trabajo no te llene, seguro que encuentras la parte positiva del asunto y logras conseguir que todo lo que te rodea y no sea el trabajo valga infinitamente más. Y luego a aprovechar alguna oportunidad si aparece…
    Un abrazo

    • Tío Tosca dice:

      La parte positiva es que me he dado cuenta que esto no me vale, eso es lo bueno de todo. En cuanto a lo que rodea al trabajo, eso… eso es perfecto, no puedo pedirle más a la vida!

      Abrazacos!

  12. cristomc dice:

    algo me dice que todos estamos poco satisfechos con lo que hacemos? :D
    La verdad es que siempre he pensado que es disfrutar de lo que uno quiere, a mi por ejemplo me dan la vara con que debería haber estudiado filologías etc etc, pero a mi, lo que me llena es la informática… aunque sacarme el titulo sea lo que no me está gustando… :roll:
    Saludos!!!

  13. Sílvia dice:

    Siempre hay que tener en mente que uno trabaja para vivir y no que vive para trabajar. Es difícil en un mundo capitalista como en el que estamos viviendo, pero yo pienso que a veces tienes que dejar esa “comodidad” de tener un trabajo estable para hacer algo que de verdad te guste y, sobre todo, que te motive porque sino al final nos acabaremos convirtiendo en simples máquinas.

    • Tío Tosca dice:

      Eso lo tengo yo más claro que que llueve pabajo! el asunto es ¿porque no trabajar para vivir y que encima te apasione? se tiene que poder conseguir, estoy seguro.

  14. Battosai dice:

    En parte te entiendo, pero tienes que analizarlo quiza desde el aspecto de que en esta vida NADA es eterno. Tus camisetas no son eternas, cuando se me rompa la que tengo tendre que comprar otra y asi hasta que la palme o dejes de fabricarlas. Tu miralo de la siguiente manera, desde el mismo punto que lo de las camisetas, si el trabajo que realizas es bueno aunque tu trabajo tenga fecha de caducidad los clientes volveran. Aplicalo a los señores de la fruteria, una vez que han vendido la fruta su trabajo a finalizado, pero si lo han hecho bien los clientes vuelven.
    Otro detalle diferente es que en tu trabajo, por el puesto que desempeñas no tengas relacion con los clientes, pero el componente humano esta ahi porque estan tus compañeros.
    Lo de que anteriores cliente tuyos no hayan actualizado sus paginas o las hayan dejado morir, no tiene que ver con que tu trabajo sea bueno o malo, sino con la utilidad final que le haya dado esa pagina. ¿Te deprimirias si montas un dojo y alguno de tus alumnos se aburre y lo deja? ¿Te deprimirias si alguno de tus cliente, si montas un bar, deja un par de dedos de cerveza en el vaso y se va?

    Entiendo que pueda haber trabajos que disfrutarias mas, como por ejemplo lo del dojo, pero es que eso es entre otras cosas porque te apasiona el Karate.

    Todos los trabajos tienen sus cosas buenas y sus cosas malas. Pero no te engañes con el tema de que lo que haces no vale porque eso es mentira.

    Pero oye, eso no quita para que encuentres o busque otra cosa con la que te sientas mas a gusto. El camino esta ahi, solo tienes quye seguirlo.

    Adios

    PD: Si montais un dojo por Vizcaya un alumno teneis fijo :-)

    • Tío Tosca dice:

      Lo tengo clarísimo, creéme, lo de que nada es eterno.
      El concepto de cambio en mi vida está más presente de lo que me gustaría, aunque es muy bueno ser consciente de ello.

      Más que a la temporalidad o utilidad del trabajo de informático, mi, digamos, sentimiento va más por no considerar real algo que “sólo” existe en un mundo que no considero el real que es el de pantalla de ordenador para adentro.

      Una camiseta es algo que se toca, que se pone uno, que hay que cuidar, que lavar, que se enseña… una web no se toca, se ve y sólo tiene sentido en el mundo de internet donde, en mi caso, su utilidad es muy muy relativa.

      La emoción de que alguien compre y se ponga una prenda que has diseñado tu, mandándote fotos porque se la ha llevado de vacaciones, que tenga éxito un restaurante donde hasta el más mínimo detalle ha sido elegido por el dueño, desde el mobiliario hasta el menú del día, ver que los chavales cada vez hacen mejor un kata, que son más ágiles y disfrutan con lo que se les enseña… eso creo que nunca me lo va a dar la informática, por muy útil y bonita que sea la web que haga, yo no creo que sea lo mismo. O a lo que iba: ya no siento que sea lo mismo, para mi el mundo de los ordenadores es ya una farsa muy gorda que nunca me va a reportar la misma satisfacción que otro tipo de trabajos más humanos y simples. Y sé de lo que hablo porque de los tres ejemplos que he puesto, sólo me falta el del restaurante. Y mira que hubo días malos en Karate donde no aciertas a que los chavales te hagan caso y salen las cosas del revés, pero no es comparable, quizás me hace sentir más humano todavía.

      Fíjate lo que te digo: si la red social que llevamos ya más de tres años programando tiene éxito y nos forramos, yo abandonaría el barco el primero para montar cualquier otra cosa que no tuviese que ver con ordenadores. No digo que lo que hago no valga, sino que a mi no me vale.

      Digamos que no hay ningún problema, sino que hay una meta y es conseguir disfrutar con mi trabajo tanto como para no considerarlo como tal. Tiene que haber alguna manera de conseguirlo, eso seguro. Sea dando clases de Karate o pintando monas, es igual.

      Apuntado estás para el Dojo de Zalla!

      • Battosai dice:

        Con esta frase “No digo que lo que hago no valga, sino que a mi no me vale.” que has puesto hacia el final de tu respuesta ya me ha quedado mas claro a lo que te refieres. Asi que pues nada, que tengas suerte y encuentres lo que necesitas, Sensei.

  15. Danikaze dice:

    Esta entrada me ha llamado especialmente la atención porque es una situación en la que me encuentro ahora mismo. Y aunque solo lleve unos 7 meses en esta oficina, desarrollando videojuegos (oh sí, que guay dirán algunos… una leche xD) no me llena nada, y desde el primer día vi como que me faltaría algo.

    Ahora mismo lo hago por estar en Barcelona, por ahorrar y poder irme a Japón. Pero miro alrededor, hablo con la gente de mi oficina y parece que a nadie le pasa esto. Por qué? Ahora veo tu entrada, leo los comentarios y joder! hay más gente a la que le pasa esto!

    Está claro que el trabajo es para poder hacer algo que te guste después, y no, yo tampoco me veo siempre con el mismo trabajo. Mucha gente trabaja en algo y en ese algo se queda todos los años de su vida. ¿Cómo pueden hacerlo?
    Ahí se me presenta un dilema: si quieres avanzar en algo tienes que coger experiencia y posición en el curro, y esto solo se hace trabajando muchos años en lo mismo… así que que toca, estar de eterno aprendiz? Tampoco quiero eso… las posibilidades (y ganas de hacer cosas) son muchas, y veo que la vida se hace corta (y eso que se supone que soy joven copón!) así que muchas veces me vengo abajo por eso.

    En fin, que aún vivo con la ilusión de trabajar en algo que me guste, que no sea solo un algo que hay que hacer para vivir, para poder tener dinero y después hacer tus sueños. Me gustaría vivir de un sueño, podría decirse. El problema es que despues de X tiempo los sueños acaban cansando y las tareas al final se realizan de manera monótona.
    Pero como todo, la vida puede ser tan triste o tan alentadora como te la plantees… filosofía ;)

    Bueno, después de todo el rollo, a ver si le echo valor este año y nos tomamos unas copazas por Tokyo un día, cuando esté viviendo por allí jajaja. Agur!

    • Tío Tosca dice:

      Yo te puedo decir que los cambios más gordos de mi vida han sido desencadenados más que pensados, o lo que es lo mismo: la situación en la que estás ahora va a cambiar SEGURO, puede que sea porque tengas un plan que vas ejecutando poco a poco, o porque la vida hará que cambie. Pero no te vas a quedar como estás mucho tiempo, ya verás.

      También te diré que en mi caso los avances laborales han sido siempre al cambiar de empresa, nunca me han ascendido estando en la misma, sino que al “saltar” a otra lo he hecho con mejores condiciones y mejor puesto. No sé si es lo normal, pero es lo que me ha pasado a mi.

      Creo que es posible trabajar en algo que te guste, creo firmemente que es importante no acomodarse y tener siempre esa inquietud, no conformarse nunca si se puede mejorar (y estoy muy lejos de hablar de temas económicos aquí), y buscando buscando seguro que se puede vivir de algo que le haga sentir a uno pleno. Claro que habrá días malos, como en todo trabajo, pero que los días buenos lo sean de verdad. Que no se ha caído el servidor? fíjate que alegrón me llevo… ¿que saco una camiseta nueva y me la compra alguien que ya compró una anterior porque le gustó?, joder, es que no tiene comparación.

      Aquí nos tomaremos esas cañas, ya verás, tarde o temprano!

  16. Nerea dice:

    :ikugracias:
    Si nos diera por dejar de hacer el burro y pensar, mas de uno acabaria diciendose lo mismito que tu. Y con suerte, cada uno encontraria algo que le hiciera feliz. Algo por lo que ir a trabajar valiera la pena, algo que quiza no nos diera dinero, sino sentido. Sentido a nosotros, al tiempo que pasamos currando como mamones, al dinero que sacamos con los encarguitos… Es dificil no pensar lo que piensas tu cuando te dedicas a algo que se te da bien pero con lo que no soñabas. La cuestion quiza sea darse la oportunidad de dar con lo que a uno le PETA (dicho mal y pronto), sin mentirse y sin conformarse (o quiza si, pero en el sentido positivo, dejarse de “insatisfacciones cronicas”, no se si me explico). Pues eso, que no estas solo, pero Guille me acaba de recordar que una respuesta no puede ser mas larga que el post, asi que buenas noches y agur. :gambiters: :bythesegao:

    • Tío Tosca dice:

      Es curioso que ahora sea cuando mejor cobro en toda mi vida, que apenas meta horas extras y que no me aburra en el trabajo cuando me haya planteado todo esto. Supongo que uno tiene ya una edad y se cansa de esperar satisfacciones donde no las va a haber (genial el concepto de “insatisfacción crónica”, me ha gustao, es una verdad como un templo).

      El trabajo de informático se me da bien, sé que es algo que no me cuesta, que aprendo cualquier cosa rápido y me desenvuelvo bien. Pero no va por ahí la cosa, necesito algo más de verdad que tanta pamplina de servidores y gaitas que sólo tienen sentido dentro de una pantalla.

      Es un primer paso, lo de darse cuenta y planteárselo. Poco a poco saldrá algo.

      Si os animáis a montar un bar. aquí estamos, ¿eh?, sea Gyotoku, Gotanda o Teruel!

      Besicos!

      • Nerea dice:

        Danos tiempo y ya veras: bar, cine-club, libreria-biblioteca, centro deportivo… y seis meses en un pais calentito de instructores de buceo (ganando dos duros y iendo peces to los dias!!!!) es un poner, me acabo de despertar y no pienso con claridad… un abrazo, se te echa de menos.

  17. Migs dice:

    Cuenta con uno más que te entiende perfectamente. Despues de tirarme los primeros años de mi vida laboral en una oficina delante de un ordenador programando y diseñando páginas, no te puedes imaginar lo bien que me ha sentado el que me diera el arrebato de ir a Londres y cambiar de oficio.
    Ahora gracias al curro de barman he mamado la vida en Londres, trabajar en Dubai y vivir en Tokyo 3 meses donde he conocido a gente tan buena como tú o el Guille (a pesar de que no estemos mucho en contacto siempre nos queda facebook).
    Y lo mejor de este cambio de trabajo es la práctica falta de stress y como tú dices la satisfacción al final del día de haber hecho algo que le ha gustado a alguien.
    Salu2

    • Tío Tosca dice:

      Ole tus huevos, eres el ejemplo a seguir con algún que otro cambio: yo no quiero viajar por el mundo en plan trabajando un poco en cada lado, tengo claro que quiero seguir aquí alguna temporadilla más, así que intentaremos encontrar algo que se amolde a ese plan.

      Cada vez más creo que la cosa pasa por no tener un ordenador delante, por hacer un trabajo que implique el trato con personas o hacer algo con las manos…

      A ver si nos vemos pronto!

  18. mexiñol dice:

    Joer chaval, te oyes to :viejuno: el trabajo no debe ser lo principal en la vida, hay otras cosas y tú no te das cuenta, pero estás haciendo un montón de cosas que muchos otros quisieramos hacer, así que mirate un poco desde arriba y analiza TODO lo que haces, que es mucho, y evita el poner en el centro de lo que haces tu trabajo.

    • Tío Tosca dice:

      ¿Y cuando he dicho yo que el trabajo es lo principal en mi vida? si siempre digo todo lo contrario!! siempre ando a ver cómo puedo arreglármelas para seguir yendo a Karate – Capoeira igual que antes, etc etc.

      No es lo principal en mi vida, pero del tiempo que paso despierto (no dormido, o viviendo conscientemente que es lo mismo), la mitad es trabajando, ¡claro que es una parte importante de mi vida!. Tu mensaje suena a conformismo, porque haga Karate o esté en Tokyo me tengo que conformar con tener un trabajo que no me llena, ¡no señor! ¡por ahí no!. Viejuno es uno que lleva toda la vida haciendo lo mismo y no se preocupa por cambiar por comodidad, creo que mi intención es radicalmente contraria, que quieres que te diga.

      Insisto: el trabajo no ha sido nunca el centro de mi vida y no lo es ahora tampoco. Basta leer el blog para ver el porcentaje de posts que le dedico comparado con el resto. No nos inventemos cosas.

  19. Tsutomu dice:

    Supongo que todos pasamos por una fase así tarde o temprano. En mi caso, estoy en una época parecida a la tuya. Termino dentro de nada la carrera (de Informática también, más para el gremio XD) y en Abril me voy a Japón para hacer el doctorado. Aunque estoy contentísimo de poderme ir y vivir en Japón por un tiempo, no estoy nada convencido sobre meterme a investigar en un tema concreto durante 3 años por lo menos, así que me lo tomo como un puente para lo que realmente me gusta, que es viajar. No sé qué haré después de acabar, pero creo que en un mundillo como el nuestro, donde como dices todo es tan provisional, buscar una felicidad estable es más bien complicado. Así que sigue con tus pensamientos y toma la decisión que tengas que tomar, ¡ánimo! ;) Y por cierto, ya que estaré por allí, ¡a ver si nos conocemos en persona!

    P.D.: Sigue así con tu blog tan personal, es lo que lo hace especial, ¡en este blog no es que no me cueste comentar, es que si no te comento me siento mal y todo! :P

    • Tío Tosca dice:

      Jodo, doctorado aquí, pues si que empiezas tu bien!! tranquilo, sólo con el cambio de país ya vas a tener que dejar mucho tiempo entre medias para que te canse lo que hagas!!!

      Por cierto, no quiero demonizar a la profesión informática, pero es sólo que a mi hace tiempo que me dejó de valer. Pero esto es a mi, que quede claro!

  20. Dat dice:

    Te entiendo tan bien que asusta.. coincido contigo que es un esfuerzo a día de hoy.. Como sabrás, el mundo es de los que arriesgan y de los valientes, y tú siempre has sido un tío echao pa´lante, así que no me cabe ninguna duda que acabarás consiguiendo realizar todo lo que te propongas, tardarás más o tardarás menos.. pero nunca has sido conformista y lo has demostrado con creces, así que sigue luchando por ese sueño que un dia te movió a Japón y ahora tal vez te devuelva a tu casa.. quién sabe..

    Ya sabes que puedes contar conmigo para diseños de lo que te apetezca.. en otro campo no sé si te podría ayudar.. :)

    Al final lo conseguirás primo, :parriba
    Un besote fuerte

    • Tío Tosca dice:

      Millones de gracias Dat!
      Seguro, seguro que al final sale algo decente. Yo no pido hacerme rico, ni mucho menos, pero que lo que haga me guste y que llegue a casa satisfecho, contento…

      Algo habrá, mecagüen!

      Besicos!

  21. Nacho dice:

    Ahí creo que marcas claramente la diferencia entre vivir y sobrevivir… De todas formas, el primer paso es darse cuenta, pero el segundo es igual de importante, qué hacer en su lugar…
    Cuando cerró la fábrica donde trabajaba tuve una oportunidad única (forzada, por supuesto) de hacer lo que realmente quería. Mi problema era que no sabía lo que realmente quería. Al final me di cuenta que era un trabajo que me permitiera ganar el dinero suficiente y me dejar tiempo para mis cosas y mis viajes… Daba igual de lo que fuese. Por suerte aprobé unas opos, y ahora, de funcionario mi meta es tratar a la gente lo mejor que sepa, que se vayan después de haberles atendido diciendo: bueno, no todos son unos vagos que se tocan las pelotas…
    Suena un poco conformista, y es que es así, porque yo soy así, bastante conformista…
    Yo no sirvo para ello (por carácter, no por habilidad), pero si dudas, mejor antes que después…
    Después de leer un par de veces lo escrito, no sé si he expresado lo que quería, pero no doy pa más…

    • Tío Tosca dice:

      Después de leerte, ahora pienso que la cosa va por fases, por escalones. Uno acaba de estudiar y lo que quieres es tener un curro para ganar dinero.
      Dependiendo de como vaya la cosa, seguramente vendrá un coche y quizás un piso cuya hipoteca hay que apoquinar. El trabajo es el escalón ya subido que permite todo eso, y es algo tan “de base” que poca veces se plantea uno bajarlo y subir por otro lado. Es lo que sostiene todo el equilibrio.

      En mi caso he tenido que buscar trabajo para conseguir un visado que me permita estar aquí. He cambiado de escalón y parar mejor, porque lo de currar desde casa era bastante peor. Pero ahora me planteo subir un poco más y que el siguiente escalón además me guste. Creo que se puede conseguir, es más cuestión de voluntad y de echarle ganas que otra cosa. No me conformo, tiene que haber algo mejor.

      Estudiar informática me trajo aquí, nunca habrá sido en vano, pero no me importaría olvidarlo todo y hacer cualquier otra cosa que no tenga absolutamente nad que ver.

  22. Es una mierda hacer algo que no te llena, que no te motiva y que, como tú dices, sientes que no va a ningún lado… Creeme que yo lo sé. Pero quizás es mejor verlo de otra forma… No sé… Quizás si se ve desde el punto de vista de que en su momento sí que han servido esas webs que has hecho, o de que lo que has ganado y ganas te permite seguir viviendo en Japón…
    Tú no decías que querías poner un bar? Pues mira este trabajo de ahora como la forma de llegar a esa meta, no? Un bar no aparece de la nada… Hace falta una buena inversión y el dinero, por suerte o por desgracia, no crece en los árboles (aunque pese :P)

    No sé, es solo una forma de verlo… Yo soy la menos indicada para hablar de esto, pero bueno… Granito a granito se forman dunas y yo quería aportar mi granito…

    En cualquier caso, tira palante, que tú sabes como. Lo demuestras cada vez que nos cuentas historias de la gente que te rodea. Como aquella señora con sus paraguas que no hacía más que estar allí plantada sin que apenas lo notara nadie. O como aquél hombre de los insectos hoja. Piensa que quizás sus historias habrían sido otras si no hubieras estado para recoger los insectos o para saludarle a esa señora por las mañanas.

    Tú por lo pronto, estás en los tokios, que no es poco. Aprendes cada día algo nuevo en karate, haces de vez en cuando unas fotos que tiran patrás, te pegas unas excursiones que ni el más pintao y poco a poco, te vas conociendo aquellas tierras mejor que muchos de los que siempre han vivido allí…

    Todo esto es lo importante. El trabajo, las webs y demás es solo lo que te permite que sigas teniendo todo esto.

    Al menos, desde mi humilde punto de vista, que tampoco soy yo aquí nadie como para venir a decirte qué tienes que hacer XD

    Un saludo y ánimo, que todo llega.

    • Tío Tosca dice:

      Debemos ser realistas. Con cuatro duros ahorrados y viviendo en un país que no es el mío sin dominar completamente el idioma, no me puedo plantear poner un bar. Lo que si me puedo plantear es trabajar en uno, o dando clases de algo, o haciendo y vendiendo algo a alguien que lo venda en su tienda…

      No me quejo, ojo, que no me quejo en absoluto, ¿eh?, no digo que haya tenido suerte por poder vivir aquí porque lo mío me ha costado, pero que creo que es posible una vida mejor (y mucho peor también)

  23. kaperucito dice:

    Lamentablemente son sólo unos pocos los que tienen totalmente qué quieren hacer en la vida y a qué dedicarse, y menos aun los que, de ese pequeño grupo, tienen la determinación suficiente y la constancia para no desviarse un poquito del camino para conseguirlo.

    Al menos tienes (tenemos) la suerte de tener esa curiosidad suficiente como para seguir probando cosas, seguir buscando sonrisas (la primera, la propia) e intentar encontrar ese hueco en el que se encaja, uno se siente confortable y cada mañana disfruta pensando que tiene por delante otra día completo para dedicar a esa actividad que le hace sonreir.

    Por regla general lo que abunda es la gente que se deja llevar. Se dejan llevar por la corriente, se dejan llevar por la tendencia de “buscar un trabajo-de-lo-que-sea, buscarme una casa, hipotecarme y morir de viejo pagando letras de la casa y habiendo dedicado 50 años de su vida a trabajar-en-lo-que-sea para pagar la hipoteca”.

    No estoy criticando ese modo de vida, simplemente creo que yo no pertenezco a esa masa y me niego a existir dentro de un proceso establecido cuando puedo VIVIR dentro del propio proceso que yo me marque.

    No digo que sea un anti-sistema, un anarquico, ni nada parecido. Soy una persona de lo más normal, pero me niego a ceder a ese conformismo, me niego a tener que tener suficiente con lo que se conforman muchos, me niego a tener una historia genérica, quiero vivir MI HISTORIA, y que cuando me muera, al menos, sepa que intenté encontrar un hueco en el mundo, un hueco en el que pueda vivir y no me limite a existir.

    kaperucito, lector fiel que comenta poco.

    Sigue programando sigue buscando qué te realiza y sigue viviendo, en el proceso encontrarás eso que te hará sentir pleno y mandarás a la mierda la programación (o no, a lo mejor encuentras la manera de que la programación sea el motor y el medio para conseguir sentirte así, la vida da muchas vueltas :) )

    • Tío Tosca dice:

      Ahí está, el principio de tu último párrafo es justo lo que resume lo que yo quería decir. Lo que queda entre paréntesis lo veo chungo después de tanto tiempo dándole vueltas a la misma bola.

      ¿anarquista? ¿anti-sistema?, no lo creo, yo diría valiente, inquieto… no me creo que nadie se haya planteado esto mismo sobre su profesión al menos una vez en su vida…

  24. Xavi_kun dice:

    Tienes toda la razon! o al menos eso creo yo tambien, el conformismo no es bueno. Si no te llena tu trabajo hay que buscar que falla y que le gustaria hacer a uno, se tardará mas o menos, será mas fácil o mas difícil, pero con convicción y motivación seguro que se consigue.
    A mi me pasó un poco igual en España llevaba trabajando 4-5 años en bancos y aunque se me daba bien, ganaba bien, tio, no me llenaba una m… pensé que es lo que queria hacer y aquí estoy en Tokyo estudiando japones por las mañanas y poniendo copas por las tardes mientras busco mi oportunidad, que por mis huevos que la encontraré.
    El trabajo que tienes es necesario, te da el visado, te da el sueldo, etc… pero teniendo claro, o mas o menos claro lo que se quiere hacer seguro que lo consigues, que este curro te sirva de medio, o que simplemente haga de puente hasta llegar a lo que te de verdad te gustaria.
    De las horas que pasamos despiertos la mitad son en el curro, creo profundamente que no hay que conformarse con lo que hay, son muchas horas para pasarlas en algo que no motiva.

    Ánimo!!

    • Tío Tosca dice:

      Totalmente de acuerdo, la mitad del tiempo que tenemos los ojos abiertos que además coincide con que es cuando es de día. No puedo afrontar desperdiciar más ese tiempo, sin llegar a obsesionarme, la cosa está claramente orientada ya desde hace un par de meses.

      Abrazacos

  25. anonimo dice:

    Ayyy el trabajo, qué complicado. Te entiendo y te animo a cambiar, poca gente se atreve. Y es verdad que muchas veces el cambio que tan bien nos viene llega por casualidades de la vida y no por decisión propia, esa decisión que tanto nos cuesta tomar. Yo también he pensado que me gustaría hacer algo más útil, menos efímero, que lo que hago. No salvo vidas en un quirófano, pero disfruto lo que hago, tanto que parece que no es un trabajo, sino un hobby. Eso es una suerte de las grandes, pero te diré, que aún así, a veces pienso que me gustaría hacer algo más útil por las personas, más tangible, algo con las manos, ver algo y decir: esto lo he hecho yo, ya me puedo morir tranquila. En fin, reflexiones que te dejo aquí. Si montas el ikubar, o la ikudamono, allí nos tienes a todos! Besos

    • Tío Tosca dice:

      Ahí está la copla: “yo disfruto lo que hago”, sólo con eso ya cambiaría el asunto bastante, y no te digo ya si digievoluciono a “me encanta lo que hago”, entonces la felicidad plena.

      Y el caso es que tampoco estoy amargao, simplemente “entretenidillo”… un bar o una tienda de algo…

  26. piklaker dice:

    Así estoy yo desde hace algunos años, en marzo corto por lo sano y me voy a tokyo a estudiar, no sé si me quedaré o no, pero se que enriquecerá mi vida, mientras seguiré con proyecto web con el que estoy aprendiendo y disfrutando, además de tirarme de los pelos cada dos por tres.
    Considero que el trabajo está para darte de comer y enriquecerte, cuando has conseguido cubrir la primera parte puedes empezar a buscar la segunda, ya sea en otro trabajo o a modo de proyecto personal.
    Quizá cambiar el enfoque te pudiera resultar satisfactorio, no cambiando radicalmente de sector sino buscando la trascendencia en el sector en el que estás pues es en el que tendrás más posibilidades, no creo que wikipedia, youtube, etc. etc. sean una farsa. Si yo hubiera creado esos servicios estaría muy orgulloso.
    La información y la comunicacion son las facetas en las que actúa la informática, son más intangibles pero igual de importantes. (creo que he escrito mucho pero no he dicho nada :copon: )

    • Tío Tosca dice:

      “El trabajo está para darte de comer y enriquecerte”, totalmente de acuerdo, añadamos en mi caso “y para conseguir el visado” y primera parte del plan conseguida. ¿Porqué conformarse con eso? yo voy a por un “y que encima te guste y te recomforte lo que haces”.

      Creo que si currase en un youtube, me lo pasaría mejor, pero sigue sin ser lo que busco…

  27. Neki dice:

    . Tenemos curros muy parecidos y entiendo de lo que hablas. Yo todavia estoy buscando mi objetivo en la vida pq lo que tengo ahora no me vale. Se que las cosas que has conseguido en la vida son por el duro trabajo y no por suerte. Se que eres de los que entregan el alma en las cosas que haces y así son las personas que consiguen sus objetivos. Con todo esto quiero animarte a hacer lo que vayas a hacer y te ofrezco mi ayuda para lo que necesites.

    • Tío Tosca dice:

      Bueno, yo objetivo en la vida lo tengo bastante claro… no confundamos lo de que mi trabajo no me llene con que no soy feliz. Los dos conceptos están bien separados, aunque seguro que sería un pelín más feliz con un trabajo que me gustase…

      Algo se hará, en Tokyo, Zalla o Balmaseda, tu espera.

      • Neki dice:

        Yo en objetivo englobo de todo un poco. Podría ser un trabajo q me gustase, ilusionante y por el que esforzase a tope o también podría ser una afición nueva a la que dedicar mi tiempo. En el fondo es algo por lo que esforzarse y llene más que las cosas que hago ahora. Como la mayor parte del tiempo que estamos despiertos es trabajando lo ideal seria que el trabajo fuera una de esas cosas.
        Esperaré, esperaré :arrozico:

  28. aitorpc dice:

    Buf, tela tu, anda que no es complicado lo que has dicho en esta entrada y me resulta especialmente cuirioso porque ayer mismo escribi en un email a otra persona mas o menos lo mismo que has escrito tu pero cambiando el nombre del trabajo de origen y de destino.

    Con esto te quiero decir que te entiendo perfectamente, y lo peor, los hay que tener muy bien puestos para dar ese paso que quieres dar ademas de ideas claras.

    Yo de momento la unica via que veo es ir preparandome para ese posible y complicado cambio (formación/informacion + ahorros) mientras sigo viviendo de lo que realizo ahora.

    Muchos animos porque se por lo que pasas. Cuando vayamos este año para Japón, Battosai (ha escrito mas arriba un comentario) y yo, si quieres quedar y desahogarte con nosotros tras unos zuritos/txikitos/kalimotxo/refresco o lo que te de la gana estaria encantado, tanto por oir lo que tienes que contar como porque oigas lo que te contemos.

  29. Waha dice:

    Sé que no tiene nada que ver, pero me he fijado que la longitud de tus respuestas a los comentarios es proporcional a la longitud del comentario que contestas, como me aburro eh xD

  30. Bichu dice:

    Uno de esos pedidos de camisetas es mío!! Una es para regalarsela a la parienta para san valentín y la otra para mí :P
    Prometo mandar fotos cuando se la regale!

    • Tío Tosca dice:

      Te cojo la palabra (o el comentario!!!!) además tengo un montón de fotos encoladas para sacar en un post que va a ser la bomba, ¡que pila de ellas!

  31. Tonono dice:

    Cada día conozco más gente que se encuentra en tu situación, que es también la mía. Soy visitador médico, y lo detesto. Vendo mi vida, lo mejor de mi trabajo es terminar y cobrar. Pero soy un cobarde, no me atrevo a dejarlo. No obstante, nos hemos dado cuenta y sin obsesionarse encontraremos el camino correcto.
    Saludos.

    • Tío Tosca dice:

      Jum… yo no lo detesto, tampoco me disgusta, y lo cierto es que la mayoría de los días se me pasan volando porque estoy entretenido “entreteclas”. Pero no me llena, me da igual, yo quiero que mi trabajo me guste, es más: que me apasione. Se tiene que poder conseguir y cada vez más claro veo que no va a ser a través de la informática, así que habrá que cambiar de profesión…

      El primer paso, como bien dices, ya está dado.

  32. Javier dice:

    Yo no puedo decir nada ya que aún soy estudiante y lo que pueda cobrar no es algo muy fijo (muy bien pagado siempre eso sí), pero lo que está claro es que si por algo estoy haciendo mi carrera es para tener mi plaza en una orquesta sinfónica, hacer conciertos, que la gente disfrute y cómo no, hacer giras por todo el mundo.

    En tu caso, parece que pese a tener trabajo y hacer lo que has estudiado, no estás muy contento con el día a día. ¿Sabes qué haría yo?, montar un bar/restaurante de tapas o de lo que sea. Pero claro, eso ya es cuestión de cada uno.

    ¡Ahorra un poco y monta un negocio propio!, no será fácil, pero estoy seguro de que disfrutarás de la vida mucho más :gustico:

    • Tío Tosca dice:

      Mira, ese trabajo tuyo si que molaría, hacer algo para que disfrute la gente que te lo pagará con aplausos además del sueldo (estudia mucho no vayan a ser tomates con lo que te paguen!!).

      Un restaurante… pero para eso hay que saber cocinar, y yo no es que sea Arguiñano…

      Buff, no sé, algo saldrá!

  33. Muy cierto eso de estar contento con lo que uno hace. Han sido tus palabras las que han hecho que otros saquen a la luz sus pensamientos, sus sentimientos.. entre ellos puedo unirme también. No del todo contento feliz con el trabajo que realizo pero que me permite vivir y salir pa´lante sin complicaciones. Curioso es que tenga ganas de volver a la informática, el tiempo dirá si sale algo pero mientras tanto, sacar las cosas pa´lante y con una sonrisa :)

    • Tío Tosca dice:

      Reconozco que he flipao con la cantidad de gente que piensa o ha pensado alguna vez esto mismo, me he quedao picueter!!!

      La informática cuanto más lejos mejor, así lo veo yo, la solución pasa por hacer algo completamente distinto… lo que no quita que se use la informática, pero como herramienta, no como profesión.

  34. Dante dice:

    Este va a ser el típico comentario de “llevo mucho tiempo leyéndote y me siento totalmente identificado con tu entrada”, así que allá vamos. Estudio informática en A Coruña y tras varios años de carrera, compañeros de generación con la ilusión castrada (malos ¿trabajos?, monotonía, sensación de vacío personal… entre otros motivos) y diversas introspecciones me encuentro en una situación en la que miro al futuro y sólo veo opciones alejado de una pantalla de PC. Durante el verano trabajo de monitor con grupos de niños en campamentos, he probado a ser profesor en varias academias y poder ver tu trabajo reflejado en una persona (ya sea un adolescente disfrutando de un juego, aprobando un examen y dándote las gracias por tus clases o un compañero que reconoce tu esfuerzo y te matiza cómo seguir mejorando cada día) no se puede comparar al trabajo delante de una pantalla de ordenador. Imagino que cada comentario te aporta más que una página web terminada o, como dices, una felicitación de tu jefe. Que las fotos que publicas y los textos que sacas, el kárate/parkour/capoeira, las ikucosas y todos los sentimiento que vuelcas en este blog dicen mucho más de tí que cualquier perfil de red social.

    Gracias por tu sinceridad y sigue así, que no nos sobran sueños en el mundo.

    • Tío Tosca dice:

      Mira, yo dando clases de Karate a los críos en Zalla me lo pasaba como Dios y eso que había días que no te hacían ni puto caso. ¿Porqué no puede ser eso un trabajo?

      O escribir, si me pagasen por escribir artículos, eso molaría un huevo, pero ¿de que coño voy a escribir yo?.

      En fin, ahí vamos avanzando y pensando en el asunto: Kárate, el libro…

  35. Toscano Mid dice:

    Brother…ten un hijo, ya verás como lo cambia todo!!!!!
    el trabajo te parecerá insignificante

    • Tío Tosca dice:

      Tener un hijo tiene que ser la hostia, está claro.

      Y ojo que a mi el trabajo nunca me ha importado en exceso, ¿eh?, que a mi me encanta mi vida!! Pero teniendo un crío, la sensación en el trabajo va a ser la misma: estaré deseando volver a casa para estar con él, pero las horas que esté en la oficina seguiré pensando en que estoy ahí para pasar el rato o lo que es lo mismo: vendiendo ocho horas de mi vida para poder vivir las otras ocho que estoy despierto (que con famillia fijo que serán el triple de vividas).

      Te doy la razón, aún sin tener ninguno, porque la tienes. Pero mi meta “laboral” no cambia, tiene que haber algo con lo que disfrute y a la vez me permita vivir.

  36. AlySu dice:

    Mientras haya sueños por cumplir, ¡adelante! La monotonía caduca a cualquiera, pero sabes como no darle de comer… ¡pulgar pa’ arriba al comentario de Toscano Mid!

    ¡Un abrazo!

  37. Ramón dice:

    Impresionado por la sincera entrada, y por los comentarios. Me sumo a la ola “si te cuestionas tu vida, es que la estás viviendo a fondo”. Y a la de “tener hijos es pasar a otra dimensión”. Un gusto compartir tus reflexiones. :ojetepalinvierno:
    :cocinicas:

    • Tío Tosca dice:

      Si, es un primer paso, quizás el más importante, sentir que algo falla aquí y orientar consciente o insconcientemente los siguientes pasos a arreglar esto….

      Gracias !

  38. Tío Tosca dice:

    ¡¡ Gracias a todos !!
    Cuando queréis, sois unos solacos así de gordacos!!
    :gustico: :gustico: :gustico:

  39. Txema dice:

    Ay! Oskar lo que me ha dolido este post y tus comentarios posteriores referidos a la informatica. Es coña… Recuerdo a aquel niño de unos 10 años que entraba como un rayo todas las tardes por el IMI (Incorporacion de la Microelectronica a la Industria, ni mas ni menos), con una sonrisa de oreja a oreja, dispuesto a aporrear las teclas de aquellos cacharros que alli teniamos. ¿Te acuerdas?. Si no me fallan las cuentas, andas dandole a las teclas unos 25 años, tiempo suficiente para saber de que va esto y, en mi opinion, para cansarte. Yo llevo los mismos años, o algunos mas, y sin salir del pais. A ti, como poco, te ha servido para conocer Japon, algo es algo. Esta bien que analices tu situacion y que valores alternativas, es paso necesario para dar el siguiente, que a saber cual sera. En fin, que no le dejes de dar vueltas pero tampoco le des muchas, no te vayas a marear y no puedas dar ni un paso. Cuando llevas muchos años haciendo algo te das cuenta de que no sabes hacer casi nada. Es aquello del sabio y el periodista: un sabio sabio es alguien que sabe casi todo de casi nada y un periodista es alguien que sabe casi nada de casi todo. Todos nos hemos hecho y nos hacemos preguntas de porque y para que hago mi trabajo, al final y es mi opinion, algo hay que hacer y el camino te va llevando al sitio donde estas. Y, amigo mio, tu camino, de momento, esta bastante bien. En cuanto a lo de los hijos, no te quepa duda, te cambia todo, le dejas de dar importancia a algunas cosas y a valorar otras, logica pura. Bueno, despues de este rollazo, solo me queda animarte para que siguas siendo como eres hasta que seas de otra manera que tambien sera estupenda. Un Abrazo.
    Ala pues! :bythesegao: .

    • Tío Tosca dice:

      Jodé Txema, vaya recuerdos me traes!!!

      Ostias, 10 años tendría? yo me acuerdo que había una edad mínima de 16 años y que yo me apunté antes de que se pusiese esa norma y ya no me podíais echar, jajaja, menuda matraca os tuve que dar!

      Me acuerdo de BBCs con Basic, y unos IBMs verdinegros del año de la polka con sus disqueteras de 5 1/4, y el Mac!! el Mac era la revolución con el MacPaint y ese pedazo de ratón que parecía una mancuerna de lo que pesaba!!

      La verdad es que disfruté mucho, siempre he disfrutado mucho programando, pero creo que el mundo laboral de esta profesión es una mierda. No diré que tiré mi juventud allí aprendiendo a programar mientras mis amigos jugaban a pillar, pero no tengo claro si hubiese seguido por esta senda sabiendo lo que hay.

      Aunque seguramente sí, porque me ha traido a Japón y gracias a ello he podido tener una vida bastante parecida a la que yo quería tener… en ese sentido la informática me ha servido para guiar mi camino, creo que tengo mucho que agradecerle.

      Pero una cosa no quita la otra, y hasta aquí. Desde la posición en la que me encuentro gracias a la informática o no, a partir de ahora oriento esto a buscar otro tipo de trabajo / profesión y cuando lo encuentre, a por él. Por supuesto todos los hijos que vengan serán bienvenidos, no veo el momento (y esto lo digo muy en serio).

      Un abrazo señor, si para mayo vuelvo como está planeado, ¿harían unas cervezas?, me gustaría verte los rizos!

      • Txema dice:

        Y la impresora de aquel Mac? que caña! No hize caratulas para las cintas de cassette grabadas ahi a saco pasando de la propiedad intelectual y esas leches, Bua! que tiempos!. (A que me pongo a llorar, casuensatanas!)
        Una cervezas y lo que haga falta :gambiters: …encantao!
        Los rizos se quedaron en el camino, no todos. Ahora y por exigencias del guion llevo el pelo mas corto, eso si, tengo um mogollon de pelo, es lo unico decente que me queda.
        Te siguo viendo por FB y por aqui, en Mayo nos vemos. Para entonces, si todo va bien, tendremos un motivo hiper-acojonante para celebrar, voy a tener otro hijo… :gustico:
        P.D.: Ultimamente veo mucho ex-informatico metido a temas de Marketing, por comentar.

  40. Detoronto dice:

    A veces las cosas son segun las miramos. No se si eso aplica a tu caso y tu trabajo, pero quiza pueda mirarse desde otro angulo y asi encontrarle mas sentido a la cosa. Por otra parte, un zapatero que hace zapatos, dia tras dia y anyo tras anyo, tembien se le pueden cruzar ideas de que su actividad es absurda. The grass isn’t always greener on the other side. Saludos cordiales.

  41. artysmedia dice:

    Yo pienso que el sentimiento de vacío en el trabajo muchas veces se produce por un esceso de rutina, de hacer todos los días lo mismo a la misma hora o porque “ya sabes” hacer o tienes todos los conocimientos necesarios para realizar tu trabajo y por ello no suponen un reto para tí.

    En esa situación conseguir trabajos más complejos y que constituyan un reto para uno suele ser la mejor opción para recuperar el horizonte que nos ponemos todos de eso de qué haré dentro de x años cuando deje dehacer lo que estoy haciendo.

    Seguro que tú avanzarás rápido en todos los retos que te plantees porque eres un tío muy avispau y vasco :ahivalaotia:

    Por mi parte, yo en tres años acabo el contrato que tengo y aunque seguramente seguiré trabajando en lo mismo pero por mi cuenta creando mi propio negocio sí que tengo el sueño de dedicarme a otras cosas (me tira el mundo del diseño :gustico: y peloteando un poco también el diseño de camisetas ejemmm, ejemmm)

    Así que pienso que el tema es prepararse desde ya para el cambio, hacer planes y llevarlos acabo, pero sin dejar de lado el dejarse llevar (valga la repugnancia).

    Pero no nos dejes sin blog, eh? :pliebre:

  42. Alainkun dice:

    Pues no te creas que no eres el unico que piensa asi ultimamente.
    Yo me aburro mil en el curro ultimamente y no me llena a pesar de que me paguen mas que nunca…

    Bueno, para montar un bar de tapas o algo asi en Tokyo sabes que ya somos un monton los que nos juntariamos en el proyecto.

  43. dececon dice:

    Me ha encantado este post, porque me veo identificado cien por cien.

    Yo curraba en Madrid como programador SAP y empezaba a sentirme como tú ahora. Hace un par de años me salió la oportunidad de dedicarme a la enseñanza en un colegio de secundaria de Teruel y ahora sí puedo decir que mi trabajo me llena. A pesar de que trabajar con los chavales no es fácil te da mil satisfacciones más que los ordenadores.

    Y además, el año que viene pretendo dar clases de aikido, proyecto que me ilusiona un montón.

  44. Josune dice:

    Hombre, sobre trabajos que no te llenan para nada tengo un master… :twisted:
    Actualmente como inspectora de sanidad (pasarte el dia diciendo a la gente que es una guarra y que no limpia lo suficiente) no es el trabajo de mis sueños la verdad… Pero por lo menos cada vez que tienes un nuevo trabajo y descubres que no te gusta, ya sabes que más no quieres ser el resto de tu vida.
    Si al menos ya sabes que quieres hacer: Felicidades!! Ya sabes algo más que el resto de la gente.
    Seamos sinceros, se trabaja para vivir (aunque algunos lo hacen al reves); o lo que es lo mismo, se trabaja (aunque no nos llene el trabajo que hacemos) para poder hacer otras cosas (esas que realmente nos llenan). Por lo menos en mi caso, aun no he encontrado un curro del que no me aburra al cabo de unos meses (y he currado de lo más variado, creeme) por lo que he decidido que el curro de ahora me da mucho dinerito a fin de mes, no me agobia por los horarios, no tienes el jefe ahi agobiando todo el dia,… (aunque los “cllientes” si que estan quejandose todo el dia…) asi que me vale.
    Animo que seguro que te forrarás con ese proyecto que llevas haciendo desde hace 3 años y abriras un bar o algo asi donde puedas tratar con la gente directamente que eso se te da de miedo (por lo menos mediante posts y comentarios lo haces muy bien la verdad).

  • […] no me importa lo que me paguen ni tampoco demasiado lo que me pongan a hacer porque hace tiempo que la informática me la refanfinfla, mi prioridad es poder seguir haciendo mis gaitas […]

  • […] en cualquier pisto sin demasiado problema. A pesar de todo, sigo pensando que no es el trabajo que quiero estar haciendo de aquí a 10 […]







  • :cuner: :ikukeke: :ikurruku: :ikukuko: :ikurruke: :ikukin:
    :parriba :ungusto: :D ;) :yahaaa: :bailongo: :felicianer: :desquiciao: :gusteresque: :descojoner: :vainas: :amosahi: :P :( :oops: :pirata: :kiss: :feliciano: :pabajo :menfadao: :asi-no: :fliper: :flipader: :cry: :malico: :ikullorer: :pirao: :espabilacopon: :otiaya: :palizero: :ostiejas: :nunchakero: :vergonzer: :siono: :romeo: :secretico: :posna: :gambiters: :coleguicas: :comillo: :sobader: :olakease: :cocinicas: :arrozico:
    :pelao: :flipanderer: :rascatecler: :gambi: :ahivalaotia: :peneke: :gustico: :pliebre: :copon: :gatostiable: :ikugracias: :bythesegao: :regulero: :ojetepalinvierno: :porsaquil: :censurer: :goku: :viejuno: :cebolleter: :triki: :ikufantasma: :estudier: :chiqui: